Microbiota, probióticos y vacunas. Con la mirada puesta en el COVID-19

coronavirus-4957673_640

Revisamos nueva evidencia sobre el rol que la microbiota y el empleo de probióticos pueden jugar en la vacunación (por ejemplo, la mejora de la inmunogenicidad a través de la modulación de la microbiota intestinal).

Aunque es probable que decepcione a los seguidores que, en este post busquen alguna manera de modular la microbiota intestinal como otra “terapia mágica” que ayude a combatir la pandemia por COVID-19 que estamos sufriendo -de la cual ya se ha hablado en otros post de este blog– y, en espera de que dispongamos de una vacuna para prevenir esta fatal infección, la finalidad del mismo es el de comentar el rol que la microbiota y el empleo de probióticos pueden jugar en la vacunación en general.

Aunque este aspecto también se ha comentado anteriormente en este blog, últimamente se han publicado varios metaanálisis y revisiones sistemáticas que han apoyado el concepto de que la microbiota intestinal podría representar un elemento clave en la vacunación, al actuar tanto como modulador inmunológico como adyuvante natural de las vacunas. Los mecanismos subyacentes de esta interrelación entre la microbiota intestinal y el sistema inmunológico son de gran importancia, especialmente en los primeros años de vida, etapa donde se administran numerosas vacunas.

En la revisión sistemática publicada por Zimmerman y Curtis en 2018, los hallazgos de los cuatro estudios analizados (tres en lactantes y uno en adultos) fueron consistentes. Así, se demostró, globalmente, una elevada respuesta inmune humoral y celular a la vacunación con una mayor abundancia de los filos Actinobacteria (vacunas orales y parenterales) y Firmicutes (vacunas orales) y unas respuestas inmunológicas más bajas en las que se hallaron mayor abundancia de los filos Proteobacterias (vacunas orales y parenterales) y Bacteroidetes (vacunas orales).

La respuesta inmune a las vacunas es el resultado de una compleja interacción de diferentes factores. De este modo, los mecanismos que pueden afectar la respuesta a la vacunación son múltiples e incluyen factores relacionados con la propia vacuna, el sistema inmunológico del huésped y la microbiota intestinal (figura 1). Las variaciones de las comunidades microbianas, debido a las condiciones ambientales, socioeconómicas y nutricionales, podrían, en parte, explicar la heterogeneidad geográfica en las respuestas a las vacunas. Por tanto, la inmunogenicidad de las vacunas puede verse afectada de manera desigual en las diferentes poblaciones del mundo, aspecto a tener en cuenta en las posibles futuras vacunas frente al COVID-19 al tratarse de una pandemia.

También hay ensayos clínicos que estudian el potencial inmunogénico de la microbiota, aspecto que podría ser explotado para mejorar la inmunogenicidad de las vacunas. El objetivo es comparar la composición y diversidad de la microbiota fecal para evaluar cuáles son los sujetos que responden y los que no responden a la vacunación, y se han llevado a cabo tanto en los países desarrollados como en los en vías de desarrollo. Por ejemplo, un estudio llevado a cabo en lactantes respondedores y no respondedores frente a la vacuna del rotavirus en Ghana y Pakistán apoyó una correlación entre la composición del microbioma y la inmunogenicidad frente al virus, al mostrar una mayor abundancia de proteobacterias entre los respondedores, efecto corroborado también en lactantes holandeses en otro estudio.

Por otro lado, y dentro de las estrategias utilizadas para mejorar la inmunogenicidad de las vacunas, una de las que últimamente se está desarrollando más es la modulación de la microbiota intestinal mediante la suplementación de probióticos. Aunque algunos de los estudios muestran resultados que sugieren que su empleo puede potenciar la respuesta inmune tras la vacunación, el pequeño tamaño muestral de la mayoría de ellos, la edad de los sujetos incluidos en los mismos, la diferencia en la inmunosenescencia basal de las poblaciones, la diversidad de las cepas utilizadas y de las diferentes vacunas estudiadas, la duración del tratamiento pautado y la relación temporal entre la administración de la vacuna, la toma de probióticos, etc., pueden ser responsables de la disparidad de los resultados observados.

Por todo ello y, debido a la dificultad de extraer conclusiones definitivas, por el momento no se puede afirmar aún que los probióticos puedan potenciar la respuesta inmunitaria a las vacunaciones, si bien algunos datos son prometedores, tanto en población infantil como en adultos y ancianos. En la gran mayoría de los casos, no se han observado efectos adversos de su uso.

En conclusión, la aplicación de técnicas independientes del cultivo, como la metagenómica y la metatranscriptómica, que han ampliado las herramientas disponibles para estudiar el microbioma, proporcionando información sobre la taxonomía y contribuyendo a la caracterización dinámica de los perfiles de una comunidad microbiana en condiciones variables, podría ayudar en la adaptación de estrategias reales de vacunación al caracterizar el posible papel del microbioma sobre la inmunogenicidad de las vacunas. Esperemos que, en un futuro no muy lejano, el estudio del microbioma participe en la planificación y el diseño de nuevas vacunas entre las que incluimos las que se están ensayando frente al coronavirus.

Bibliografía

  • Ciabattini A, Olivieri R, Lazzeri E, Medaglini D. Role of the Microbiota in the Modulation of Vaccine Immune Responses. Frontiers in Microbiology. 2019; doi: 10.3389/fmicb.2019.01305
  • Harris VC. The significance of the intestinal microbiome for vaccinology: from correlations to therapeutic applications. Drugs. 2018; 78: 1063–72.
  • Jiang B, Li ZZ Ou B, Duan Q, Zhu Q. Targeting ideal oral vaccine vectors based on probiotics: a systematical view. Applied Microbiology and Biotechnology. 2019; 103: 3941–53.
  • Kwak JY, Lamousé-Smith ESN. Can probiotics enhance vaccine-specific immunity in children and adults? Benef Microbes. 2017; 8(5): 657-70.
  • Lei WT, Shih PC, Liu SJ, Lin CY, Yeh TL. ID Effect of Probiotics and Prebiotics on Immune Response to Influenza Vaccination in Adults: A Systematic Review and Meta-Analysis of Randomized Controlled Trials. Nutrients. 2017; 9: 1175.
  • Magwira CA, Taylor MB. Composition of gut microbiota and its influence on the immunogenicity of oral rotavirus vaccines. Vaccine. 2018; 36,: 3427–33.
  • Zimmermann P, Curtis N. The influence of probiotics on vaccine responses—a systematic review. Vaccine. 2018; 36: 207–13.
  • Zimmermann P, Curtis N. The influence of the intestinal microbiome on vaccine responses. Vaccine. 2018; 36: 4433–9.
Fecha de última modificación del artículo: 22/10/2020
Deja un comentario

Has de ser un usuario registrado para publicar un comentario.

Ir arriba
El Probiótico

Estás visitando nuestra página web www.elprobiotico.com esta página web es titularidad de Biocodex. nuestra web instala cookies de acuerdo con lo dispuesto en la presente Política tanto técnicas como analíticas que nos ayudan a realizar estadísticas sobre el uso de nuestra página y publicitarias.
Asimismo, podrás obtener más información sobre nuestras cookies accediendo a nuestra Política de Cookies.


Cookies estrictamente necesarias.
Las cookies estrictamente necesarias deben estar habilitadas en todo momento para que podamos guardar sus preferencias para la configuración de cookies.

Cookies de terceros.
Este sitio web utiliza Google Analytics para recopilar información anónima, como la cantidad de visitantes al sitio y las páginas más populares. Mantener esta cookie habilitada nos ayuda a mejorar nuestro sitio web.

Página destinada a profesionales sanitarios

¿Es usted profesional sanitario?

No

Está usted accediendo a la página web elprobiotico.com, dirigida a difundir información médica sobre probióticos.

La información contenida en esta página está destinada exclusivamente a profesionales sanitarios con capacidad para prescribir o dispensar medicamentos, por lo que se requiere una formación especializada para su correcta interpretación. Si Vd. no es profesional sanitario cualificado, Biocodex no se hace responsable de los perjuicios que pueda sufrir por las decisiones basadas en el contenido de esta página o de cualquiera de sus enlaces.

La información proporcionada en elprobiotico.com sirve para apoyar, no reemplazar, la relación que existe entre un paciente/visitante de este sitio web y su médico.